martes, 12 de febrero de 2013

PARITORIO




















y me dijeron: gasta tus años componiendo este rompecabezas...
ROSARIO CASTELLANOS


esta duda que se flagela a sí misma déjame su látigo - juegas sucio, dice - y las palabras, aún la más sorda, huyen en el mismo derrotero de las manecillas del reloj ׀ pero nadie puede probar si regresan juntas a casa o salen juntas como fulanas o menganas para hacer trizas este poema ׀ no necesitan papel virginal ni maxilares tercos ׀ ni se tejen preguntas entre ellas ni aquí ni allá ni cómo se dice aquello ׀ en el paritorio ׀ digo, ׀ las palabras son sanguinolentas ׀  incluso sin látigo.